Facebook o Instagram?

Cada vez que surge una red social nueva, salimos todos corriendo para ajustarnos a lo que es tendencia. Y sí, como emprendedores es importante que estemos donde está la gente, no?

Habiendo tantas redes sociales en este momento, es difícil saber cuál le conviene más a nuestro emprendimiento, a cuál le ponemos más pilas!. Incluso nos cuesta diferenciar qué tipo de publicaciones nos conviene hacer en Instagram y cuáles en Facebook. Qué tipo de publicaciones son las que más rinden, las que más se ven, las que generan más atracción y ventas, que al fin y al cabo es nuestro objetivo.

Vamos a ver entonces, cuáles son las diferencias entre estas dos redes sociales, e ir viendo cuál se ajusta más a nuestras necesidades:

Facebook es el gigante por excelencia. Facebook ha ido evolucionando vorazmente, al nivel que el día de hoy no hay casi nada que no podamos compartir allí. En enero 2018, Facebook contó con 2167 millones de usuarios activos, manteniéndose así en el puesto #1 de las redes sociales más utilizadas.

Como les mencionaba, en Facebook podemos compartir de todo y es mucho más simple generar tráfico hacia nuestra web o tienda online desde allí, por la flexibilidad que tienen las campañas publicitarias y la interfaz propia de esta red social, que nos deja compartir enlaces directos.

Todo muy lindo, pero… hay tanto, pero tanto en Facebook, que si no generás contenido interesante, lo mismo sería que no publiques nada. Y más aún si hablamos de emprendimientos, donde nos manejamos con las famosas FanPages. Si tienen una sabrán de qué hablo: cada día la publicidad sube de precio y cada día es más difícil llegar orgánicamente a nuestros seguidores.

Entonces, tal vez es un esfuerzo extra generar contenido para que sea visto o para que sea relevante para nuestros clientes. Pero si pensamos en que es más fácil generar tráfico hacia nuestra web, probablemente ese contenido tenga más chance de llegar a convertirse en una venta!

En cambio, Instagram nos ofrece otras prestaciones. Como siempre digo: Instagram es completamente visual. Es estética, es fotografía, es detalle. Esta red social es un poco caprichosa y tiene sus propios códigos que obviamente hay que respetar.

En Instagram contamos historias con fotos, nos comunicamos casi por señas. Usamos hashtags, poco texto y ningún enlace. Hablamos el idioma “Instagram”, que tiene su no se qué que nos gusta mucho (no es casualidad que haya crecido al doble de usuarios en el último año). En este sentido, si sabemos algo de fotografía o nos damos un poco de maña con el diseño, tenemos varios puntos ganados!.

Tal vez en esta red social se trata más de saber resumir (con imágenes) lo que queremos decir.

Y escribir, bueno, sabemos que podemos escribir bastante, pero la realidad es que nadie lo va a leer si la foto que acompaña ese texto no es interesante. Fotos atractivas que digan algo es igual a seguidores, a likes y a ventas.

Entonces, qué hacemos? Instagram o Facebook?

Todo depende de lo que nuestra marca quiera comunicar, cómo lo quiera comunicar y, por supuesto, el tiempo que dispongamos!

Animarse a las dos es el mejor consejo que les puedo dar. A medida que vayan probando, va a ser el propio público el que les va a decir qué prefiere y en qué red social lo prefiere. A fin de cuentas es simplemente cuestión de probar!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ingresá con tu mail y contraseña: